Curso Online – Sanación del Árbol Genealógico

Analiza tu dibujo y prepárate para la meditación

CONECTAR Y DETECTAR LO QUE NECESITAS SANAR 

Como conectar con el árbol genealógico para establecer los lazos energéticos y las imágenes holográficas 

Una vez hayas hecho el dibujo de tu árbol, obsérvalo detenidamente, deja que él mismo con su forma se exprese. Per- mite que tu mirada deambule por el dibujo, se pierda en las líneas y en sus detalles, en la forma de la M o de la P, en la posición que ocupan y las distancias que hay entre ellos. Presta atención si sientes que tu mirada se dirige hacia un lugar en especial, a la zona de padres, abuelos o bisabuelos o más atrás. Es posible también que incluyas más ancestros o bien, por el contrario, notes que te has olvidado de algunos, incluso pueden estar muy lejos o muy apretados, tal vez veas a tres muy juntos. Todo tiene información muy valiosa, obsérvalo y siente… 

Recuerda que si has hecho el dibujo tal como te guíe y fuiste totalmente sincero contigo, entonces ese dibujo fue hecho desde tu inconsciente, lo que quiere decir que esa información que tienes allí ahora la puedes ver dibujada en esa hoja. Es muy importante que escuches lo que ese árbol te quiere contar. 

Anota en esa misma hoja al costado del dibujo si tienes espacio, o por detrás, todo lo que sientes cuando miras el dibujo o tal vez necesites describir las imágenes que vinieron a tu mente cuando lo observabas; anota todo en esa misma hoja, quizás sientas mareos, náuseas, miedo, dolor, sudor corporal o cualquier otra sensación. 

Tal vez una fuerte angustia en el pecho, o dolor en todo tu cuerpo, quizá sientas que te asfixias o que algo oprime tu gar- ganta. Todas estas sensaciones se deben a que has conectado con las memorias que había en tus células, esta información puede ser de otra vida o de tus ancestros, o puede haber estado guardada desde la infancia, es igual de dónde provenga; lo importante es que está allí, en tus células, y estaba dormida, y ahora tu inconsciente la ha hecho consciente, vive dentro de ti y te limita. 

Cuando algún acontecimiento externo, ya sea positivo o negativo, te afecta profundamente, dicho acontecimiento funcionará como el disparador de las memorias que allí dormían y no serás consciente de que tu respuesta viene desde esa información guardada. 

Ahora, al conectar con el dibujo intuitivo de tu árbol genealógico en tu inconsciente, el pasado se hace presente y se expresa a través de tu cuerpo. 

Resulta muy práctico colocar la hoja con el dibujo de tu árbol en el suelo, y con tus pies pararte encima de la hoja, cubriendo con ambas plantas de los pies todo el dibujo. 

Coloca tu mente en estado neutro, cómo aprendiste en la meditación del libro El código secreto de la autosanación; es sencillo y muy efectivo. Una vez estés encima de la hoja, deja que tu cuerpo sienta, no fuerces ninguna posición; si se mueve para un lado u otro, déjate llevar, atiende todas las sensaciones corporales; no te asustes, solo siente. Cuando tengas más claridad sobre lo que expresa tu árbol, siéntate y anota todo en la misma hoja. 

Inconsciente colectivo transgeneracional y sus efectos en tu conciencia individual 

Una vez tengas clara toda la información que te ha brin- dado ese dibujo, trata de llegar a una sola palabra que lo de- fina; no la busques desde lo que te contaron en casa, o desde lo racional, deja que ella se defina por sí misma. Si tuvieras que definir la emoción que te provoca ese árbol que ves allí dibujado, con una sola palabra, lo que sientes que impregna el dibujo, y que te muestra lo que predomina en ese árbol, ¿cuál sería? ¿Abandono, miedo, ira, rabia, desolación, añoranza, le- janía, desahucio, excluidos, rechazo, injusticia, trabajar hasta morir, agotamiento, sangre, estrés, sentimiento de ser pobres, hambre, muertes y abortos, silencio y secretos, abusos, asco, maltrato, incesto, exigencias y sometimiento, manipulación y abuso psicológico, herida de traición en el alma, desgarra- miento, guerra, dolor de madre, pérdida del hijo, viudez, humillación familiar y social, no amar, no ser amado, embarazo no deseado, vergüenza…? Todo lo que sientas que venga a tu mente, defínelo en una sola palabra. 

Estos son algunos ejemplos de cómo definir lo que puedas sentir en ese dibujo, es decir, algo que predomina allí cuando lo ves, no sabes por qué, pero te da esa impresión, es la sensación de algo general, pero es como una certeza que puedes asociar con una palabra. 

También es muy posible que sientas paz y seguridad, eso es bueno, no heredamos solo lo malo, sino que también recibimos información buena y beneficiosa de todos ellos y nos sirve también para sanar, es información de experiencia y de fortaleza de haber hecho antes cosas que hoy también nos sirven de referencia, porque si en otra vida hicimos más trabajo evolutivo, en esta veremos las recompensas, por lo que ahora recibimos emociones relacionadas con vibraciones más eleva- das, es decir, que hubo una evolución anterior en ese árbol y el conjunto de personas que lo formaron consiguió hacer una evolución grupal y también individual. 

Estaban apoyándose unos a otros y sanando, y en esta vida continúas con esa unión de amor para seguir ascendiendo acompañado. 

Aunque como todos los extremos son malos, demasiado amor y tranquilidad también pueden adormecer el espíritu y llevar a conformarte, por lo que de vez en cuando tú ser superior te provocará una sacudida para que avances. 

Quizás en algún momento de tu vida donde todo estaba bien te sacudió con alguna enfermedad o muerte repentina de un familiar sin explicación, algo que te obligó a sentir dolor; el dolor es la llave, es lo que abre a la mente dormida y obediente a tu ego y lo enfrenta a tu espíritu, obligándote a salir de esa zona confortable de inerte y tibia muerte en vida. Suelo decir que esos acontecimientos son los rayos que te envía tu ser superior para que te actives y despiertes. No es para todos igual; cada uno viene a experimentar de forma diferente, cada cual ha programado su estancia en la tierra con determinadas experiencias, encuentros y situaciones que lo llevan a un aprendizaje especial; el ego suele sentirse atraído por la culpa y vive anclado al papel de víctima regodeándose en dolor por lo que sufrió. Para salir de allí será necesario saber cuánto tiempo estás dispuesto a sacrificar de tu energía de vida por permanecer seguro pero atado a esa experiencia. 

Para el clan también existe el tiempo y sucede en algunos casos que la evolución es solo para uno de los integrantes de ese clan, ya sea porque es el encargado de marcar el quiebre y el cambio de creencias y patrones, por lo cual su alma deberá ser muy fuerte y valiente para hacer todo el trabajo solo y que el resto quizás, o no, luego le siga, o bien el clan no está en ese momento de conciencia y por negación y miedo bloquea nuevamente esa evolución, con lo que la separación será in- evitable. 

La oveja negra de la familia seguirá sola. Para el clan será necesario que alguien más vuelva a pasar por ese despertar, que los revolucione y los enfrente, como lo hizo su antecesor, hasta que el clan en una de tantas vueltas acceda a 

evolucionar, deje de girar en el círculo ciego de su ego y comience a subir en espiral hacia el ser. 

Suelo decir a los participantes que todos los que están presentes en mis cursos son las ovejas negras de sus familias. Todos coinciden en lo mismo: no encajan, se sienten fuera del grupo y muy diferente a ellos, les quieren como familia, pero en una conversación de media hora terminan discutiendo, sin saber cómo puede ser que siempre terminen en tensión e incomodidad. La explicación es que vibracionalmente no hay entendimiento. 

Los cambios de conciencia se producen porque tu frecuencia vibratoria atómica y molecular cambia de velocidad; si no estás en sintonía de frecuencia con el resto de los integrantes, no hay comunicación. 

Y como eres tú el que decidió evolucionar y el resto de la familia no, entonces la incomodidad que comienzas a experimentar cuando te encuentras en reuniones familiares es el conflicto entre las distintas frecuencias vibratorias. 

Aunque esto sea muy doloroso, es lo que te ayudará a tomar la decisión de salir de allí y seguir tu propio camino, porque has pactado con tu ser superior que así sea. 

Simplemente no es el momento de los otros, es tu momento y nada más. Te destierran porque te consideran tóxico, o raro, o te auto-destierras, porque si permaneces mucho tiempo allí, enfermas, te intoxicas y te haces daño: tendrás que elegir entre el clan o tú. 

Será necesario arrancarlos con firmeza de tu inconsciente para no perder tu rumbo y confundirte, porque tienes que continuar con el llamado del propósito de tu alma, y necesitas estar alineado en cuerpo, mente y espíritu, aunque segura- mente el resto del clan no estará de acuerdo porque sentirán que corren peligro. Cuando alguien del grupo comienza a ser demasiado diferente del resto, el clan teme desaparecer, teme por la extinción de sus creencias y códigos que los identifica, el ego del clan teme por su vida. Comenzarán a molestarse en tu presencia y a atacarte sin motivos aparentes, notarás tensión en el ambiente cuando estés presente, dejarán de llamarte y de contar contigo… notarás la ausencia. 

Es un camino duro y solitario, y si en algún momento flaqueas y dudas e intentas volver a ser quien que eras, identificándote por miedo con el personaje que te asignó tu clan, entonces el dolor será el doble, porque verás como las llagas que te obligaron a salir de allí, aún sin cerrar, vuelven a abrirse y sangran. 

Solo será cuestión de tiempo, puedes retroceder un par de pasos, pero al final ya no volverás atrás y solo seguirás caminando hacia adelante, fortalecido, feliz y agradecido por esos maestros con los que viviste y compartiste un tiempo, pero a  los que ya no necesitas. Debes comprender que el reflejo del clan está en todo tu mundo, la burbuja de realidad en la que vivías, tu residencia de origen, trabajo, pareja, amigos, etc., y en la forma en que te relacionabas con todo ello, lo que elegiste hasta este momento y según la educación y el sistema de creencias que adquiriste en esa familia, todo en lo que creías hasta ahora, todo comenzará a desmoronarse. Porque desde el momento en que decides y pides un cambio en tu vida, comienzan a enlazarse eventos que te encaminarán hacia donde deseas ir, pero una elección siempre es una pérdida; para dejar que algo nuevo entre, habrá que hacerle el espacio necesario. 

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.